NATURALEZA

Captan a un peligroso tiburón en las profundidades del mar ¡Más antiguo que los dinosaurios! | VIDEO

El tiburón grabado es una hembra de seis branquias de más de cinco metros de longitud

Especial
Escrito en TENDENCIAS el

Fueron las aguas profundas del Golfo de México el lugar en donde científicos de Florida grabaron a un tiburón que según datos proporcionados por expertos es más antiguo que los dinosaurios.

Según información de una revista especializada en naturaleza y especies se estima que esta especie sobrevivió a la mayor extinción masiva del Pérmico-Triásico.

La expedición en donde encontraron al animal fue liderada por el Dr. Gavin Naylor, director del Programa de Florida para la Investigación de Tiburones del Museo de Historia Natural de Florida.

Se trata de un tiburón de peinetas, del linaje de los Hexanchus griseus, la especie prehistórica tiene aproximadamente 200 millones de años, 20 millones antes de la era de los dinosaurios.

Los especialistas pertenecían a la asociación OceanX, y a bordo del sumergible Nadir, se colocaron a más de mil metros de profundidad, en la costa de Eleuthera, en Las Bahamas.

OceanX es un asociación dirigida por el ecologista de la Universidad Estatal de Florida, se dedican principalmente a proteger océanos y fueron ellos mismos los que compartieron las grabaciones en su cuenta oficial de YouTube, mismo que forman parte de un documental que hacen sobre la especie de tiburón.

 “Fue como ver un T. Rex en el agua”, relató Naylor. “Este linaje ha existido 100 veces más tiempo que el Homo erectus (el ancestro ancestral de los humanos), y estos tiburones no han cambiado tanto”, dieron a conocer.

El tiburón grabado es una hembra de seis branquias de más de cinco metros de longitud, no se considera una amenaza para los humanos, solo si se les provoca.

En el comunicado se menciona que los tiburones han vivido durante cientos de miles y cada vez se adaptan mas a su entorno, pero las condiciones de su habitad natural se ven afectadas debido al cambio climático.

 

Con información de National Geographic

GB