POLIGRILLA MEXIQUENSE

Diputada morenista exige transparentar recursos sindicales

No es mala la petición de Liliana Gollas, ya que la operación del Sindicato de Trabajadores de Naucalpan ha estado en manos de una familia durante más de 30 años.

OPINIÓN

·
Pablo Cruz Alfaro / Poligrilla Mexiquense / Opinión El Heraldo de México

Aun y cuando en el municipio de Naucalpan el horno no está para bollos, debido a la apremiante situación financiera por el que éste atraviesa, la diputada local de Morena, Liliana Gollas Trejo, le echó más leña a la hoguera y el pasado jueves en sus redes sociales posteó: “Desde el H. Congreso ponemos sobre la mesa la exigencia de conocer el informe de valores y hacer público el estado financiero que guarda el SUTEYM NAUCALPAN, sobre el uso y destino de las CUOTAS SINDICALES, CUOTAS DE MUTUALIDAD Y FONDOS DE RESISTENCIA.”

No es mala la exigencia de la diputada, también presidenta de la Comisión de Seguridad Pública y Tránsito del Congreso mexiquense, ya que la operación del SUTEYM Naucalpan ha estado en manos de una sola familia durante más de 30 años. El hoy diputado local electo por la coalición PAN, PRI, PRD y autodenominado “líder moral” del sindicato en Naucalpan, David Parra Sánchez, fue el primero de la familia que ocupó la dirigencia sindical; a él le siguieron incondicionales suyos, más tarde fue su hermana Juana Parra y hoy sigue regentándolo uno de sus sobrinos, Tomás Alberto Palomares Parra, quien contendió para el periodo 2016- 2020 y busca eternizarse en cargo, lo que ha provocado diferencias con su hermano René Palomares, quien también ocupo la dirigencia y quiere ubicar en esa posición a una persona cercana a él.

Ya en alguna ocasión fueron exhibidos documentos en los que el hoy diputado local electo, tenía firma en las cuentas bancarias del sindicato para disponer de los recursos económicos del mismo, también ha habido otras acusaciones, como el desplegado que apareció publicado en el 2015 en un diario de circulación nacional, en el que Justo Gómez López, quien se identificó como su mano derecha, lo señaló por vivir en un paraíso de la corrupción, además de que exhibió un presunto saqueo al sindicato.

David Parra Sánchez, candidato a cargos de elección popular en cinco ocasiones con un saldo de una diputación federal perdida, lo mismo que las dos veces que contendió por la alcaldía y dos diputaciones locales ganadas, la primera cuando fue alcalde David Sánchez Guevara y la actual que lo llevara al congreso la coalición PAN, PRI y PRD. AÚN HAY MÁS.

LA DE HOY: Vale la pena mencionar que la exigencia de la diputada Liliana Gollas se da a escaso un mes de que termine el periodo para el que fuera elegida y al que curiosamente llegará Parra Sánchez. Lo que la clase trabajadora de Naucalpan espera es que la diputada Gollas logre dejar bien documentados los señalamientos que hoy hace en torno al manejo de los recursos del sindicato y que la próxima legislatura pueda dar seguimiento a los mismos, sin que esto pueda ser utilizado como moneda de cambio en futuras negociaciones en el Congreso. HASTA LA PRÓXIMA.

POR PABLO CRUZ ALFARO
POLIGRILLA.ELHERALDODEMEXICO@GMAIL.COM
@POLIGRILLA1

PAL