CDMX

Martí Batres entrega Pilares en El Parián de Coyoacán

Batres inauguró la primera parte del centro comunitario. El inmueble estuvo 25 años abandonado

NACIONAL

·
Batres inauguró la primera parte del centro comunitario. El inmueble estuvo 25 años abandonado Créditos: Especial

La alcaldía Coyoacán tiene un nuevo espacio comunitario, cultural, público y gratuito con la apertura del Pilares 298 El Parián, anunció el jefe de Gobierno de la Ciudad de México, Martí Batres Guadarrama.

En la inauguración de la primera etapa, el mandatario capitalino explicó que de la mano de la comunidad se estableció el uso y destino del inmueble. 

“Cuando empezamos a ver cuál destino podía tener, y el planteamiento de la comunidad de un ‘centro cultural comunitario’, no faltaba la reflexión de quien dijera: ‘en Coyoacán ya hay muchas cosas de cultura’, pero nunca habrá mucha cultura. Nunca habrá en exceso cultura, todo lo que sea cultura, es benéfico, que bueno, ojalá tuviéramos más y hacer de todo este espacio una gran ciudad cultural. Bueno, aquí es un espacio comunitario, cultural, público y gratuito”, explicó.

La superficie del inmueble, que estuvo abandonado 25 años, es de 18 mil metros cuadrados, que se intervino en dos etapas: una de 457 m², y otra de 570 m² de rehabilitación de sanitarios, se reemplazaron cristales de las fachadas, pintura interior y exterior, impermeabilización, se colocaron domos, se hizo la acometida eléctrica, instalaciones hidrosanitarias, trabajos también de herrería, carpintería y jardinería, restitución de piezas de mármol, instalación de todo el piso de madera y bajadas de agua pluvial.

El avance de la intervención es de 55 por ciento y se prevé que en un mes más concluyan las obras. La inversión total para dicho pilares, se detalló, será de 50 millones de pesos. 

Martí Batres señaló que el gobierno de la Ciudad de México estará del lado de las y los ciudadanos y no de la especulación inmobiliaria que busca apropiarse de espacios.

“Nada de convertir en mercancía lo que es de todos, los bienes culturales, sociales y públicos (...) mujeres y hombres son libres, su tiempo para crear lo que quieren hacer, de lo cual se apropia. Entonces la cultura es altamente liberadora, todo lo que sea pintar, cantar, escribir, todo eso es liberador… 

“No queremos plazas comerciales, no queremos departamentos, lo que queremos es un centro comunitario, adelante estamos en la misma pista. Estamos en la misma idea, en la misma idea filosófica de la vida”, explicó Batres Guadarrama. 

 

MAAZ