EL VATICANO

La oración es como la música, donde colocamos la melodía de nuestra vida: Papa Francisco

El Obispo de Roma dijo que la oración es tan necesaria como el aire que se respira, y que a pesar de las actividades se debe encontrar el tiempo para ella

El papa Francisco celebró esta mañana la Audiencia General con la penúltima catequesis. Foto: Pablo Esparza
Escrito en MUNDO el

El papa Francisco celebró esta mañana la Audiencia General con la penúltima catequesis basada en la oración, explicando que la perseverancia debe estar presente para llegar a la oración del corazón. 

“Orar constantemente es una invitación, más aún, una exhortación que nos hace la Sagrada Escritura. Pero, ¿cómo es posible rezar sin interrupción? Esta fue la búsqueda del Peregrino ruso, que descubrió la oración del corazón, una oración breve que consiste en repetir, al ritmo de la respiración y durante toda la jornada: ‘Señor Jesucristo, Hijo de Dios, ten misericordia de mí, pecador'”, expuso.

El Santo Padre añadió que la oración es tan necesaria como el aire que se respira, y que a pesar de todas las actividades se debe encontrar el tiempo para ella. 

“Vivir estos principios no es fácil. Pero estamos llamados a hacerlos vida manteniendo el equilibrio entre trabajo y oración, es decir, intentando que el trabajo no nos absorba hasta el punto de no encontrar tiempo para orar y, por otra parte, estando atentos a que nuestra oración no se convierta en un espiritualismo, que nos aleje del contacto con la realidad”, dijo.

El Obispo de Roma dijo que a través de la oración se encuentra el sentido y la paz.

“La oración es una especie de pentagrama musical, donde nosotros colocamos la melodía de nuestra vida. No es contraria a la laboriosidad cotidiana, no entra en contradicción con las muchas pequeñas obligaciones y encuentros, si acaso es el lugar donde toda acción encuentra su sentido, su porqué y su paz, en la oración”, finalizó.

Por Pablo Esparza / Vaticano

hmm